San Pacho le abrió sus puertas a la reconciliación

Mediante la creación de una comparsa de la reconciliación llamada “Sé – Mental”, la Asociación para las Investigaciones Culturales del Chocó (ASINCH) propuso una estrategia para cuestionar el machismo como una oportunidad para la reconciliación.

Este es el resultado del acercamiento entre jóvenes de ocho barrios de las zonas norte y sur de Quibdó, participantes de los proyectos “Vení cantá. Sueños que suenan”, que trabaja para fortalecer capacidades artísticas de muchachos de los barrios El Reposo, Los Álamos, Bahía Solano y Villa España, con el fin de lograr cohesión social y reconstrucción de memoria histórica, articulados a los participantes de la estrategia “Somos paz, Quibdó, municipio seguro para niños, niñas y adolescentes”, que busca fortalecer capacidades artísticas, generar y difundir escenarios de encuentro, ofrecer un acompañamiento psicosocial e implementar herramientas pedagógicas que permitan la reconstrucción de la memoria histórica a través del canto con jóvenes que habitan barrios de alta vulnerabilidad social en Quibdó, como Ciudadela Mía, Uribe, La Victoria y Poblado.

IMG_2138

Ambos procesos han profundizado en situaciones y problemáticas que forman parte de la cotidianidad de los jóvenes en un contexto cargado de violencias, entre ellas las basadas en género, que agravan aún más los riesgos a los que constantemente se exponen en un hábitat donde la violencia estructural hace presencia de forma contundente.

Así que, en el marco de las fiestas de San Pacho, un escenario donde confluye el pueblo, apelando a la importancia de las expresiones culturales para la interacción entre la juventud, la comparsa se convirtió en una forma de expresión de las vivencias de los jóvenes en medio de la tradición y la evolución cultural, pero también como un mecanismo efectivo para propiciar la reflexión.

“Sé – mental” es una invitación a que los jóvenes involucrados en estos procesos cuestionen las ideas preconcebidas sobre lo masculino e indaguen en otras formas de ser hombres y mujeres en su entorno, mediante el acercamiento a nuevas ideas sobre el amor propio, el autocuidado, el relacionamiento sano entre pares y el respeto a la diversidad sexual y de género.IMG_2421

Por eso, en medio del bunde, los jóvenes bailarán por la vida, por la reconciliación y en busca de una paz que comienza consigo mismos y se comparte en comunidad.

Esta comparsa fue ganadora de la convocatoria “Retos”, del programa “De igual a igual” de ONU Mujeres, que participan y tienen el apoyo del Programa de Alianzas para la reconciliación de USAID y Acdi/Voca, la Alcaldía de Quibdó, Corporación Región, Unicef y la Corporaloteca de la Universidad Tecnológica del Chocó.

Conoce más de la iniciativa en:

www.asinch.org

https://facebook.com/venicanta/

10 Razones para Enamorarte del Chocó

Fotografías y Textos por: WAOSOLO

1. Su gente

Somos un territorio donde vivimos negros, indígenas y mestizos. Ese especial y permanente intercambio cultural permite que nuestras costumbres se entrelacen y cohabiten entre sí, mostrando una de las mejores relaciones de intercambio cultural que pueda existir.

1 Oct-0251

2. Sus paisajes

Tenemos un territorio bañado por dos océanos (Atlántico y Pacífico), los que le permiten a Colombia esa gran magia de tener dos geografías distintas en un solo lugar. Nuestras selvas abundantes guardan como un tesoro los animales, las aves y las especies únicas (biodiversidad endémica), como un borrador del Edén.

QUIB-9863.jpg

3. Fiestas de San Pacho

Cada 3 de septiembre empiezan las fiestas de San Francisco de Asís el Santo, al que nuestro pueblo, cariñosamente, llama San Pacho. Declaradas Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Unesco, son la manifestación más viva de un pueblo que entre la religiosidad y las fiestas se libera, baila y despliega toda esa alegría que nos caracteriza.

2 Sep.-8311.jpg

4. Visitas de especies migratorias

Cada año, entre julio y agosto, llegan a las aguas del Pacífico colombiano las llamadas “Viajeras sin Maleta” Ballenas Jorobadas, que vienen desde la Antártida para nacer en nuestro territorio. Tortugas, aves, delfines y otras especies siguen el ejemplo y encuentran acá un espacio que les da la bienvenida. Las ballenas y estas especies migratorias son hijas de Chocó y del Pacífico colombiano.

NUQUI 1 (19 de 35)

5. Música

Chocó es un territorio musical de generaciones que han venido cantándole a los ríos, a la selva y a su gente. Artistas de la percusión y vientos, también, son legado y patrimonio del país. Reconocidas agrupaciones llevan en alto el nombre de Chocó: Choquibtown, Rancho Aparte, Alexis Play, Los de la T, DjGordo, Sergio Press, DjSAN y Ostual Serna representan una exitosa generación de artistas que siguen los pasos de maestros como: Zully Murillo, Alexis Lozano, Jairo Varela y Hansel Camacho.

San Pacho 23 SEP (13 de 22).jpg

6. La gastronomía (la comida es muy sabrosa)

En el Pacífico colombiano, destacado por su gran riqueza natural (especialmente selvática y marítima), la comida siempre es fresca, muy colorida, de sabores y olores deliciosos. Imperdibles son los platos tradicionales como el guarrú, extinto de la gastronomía chocoana y que es preparado por Cita Copete De Peña, una cocinera premiada por el Ministerio de Cultura.

mercado de color --4.jpg

7. Sus pueblos

Estos guardan historias de asentamientos de nuestros ancestros traídos a la fuerza desde África. En ellos se conservan costumbres, expresiones, palabras, arquitecturas y santos que hacen de cada uno de los pueblos un lugar mágico. Siempre está acompañado de la selvas exuberantes, aguaceros constantes y ríos que recorren, dividen y unen poblaciones.

Quibdó-0478

8. Fiestas

Los pueblos de Chocó, cada inicio y final de año, celebran fiestas en homenaje a sus santos. Estas festividades, que tienen un origen ancestral y conservan tradiciones, son generalmente dedicadas a los santos, a quienes se les atribuyen milagros e hitos que marcan la historia de las poblaciones. Los bailes y la música se combinan con procesiones, donde sus figuras recorren las calles y bajan por los ríos.

DSC_0083.JPG

9. Iniciativas de emprendimiento

La falta de oportunidades y opciones para salir adelante ha hecho que hoy Chocó sea ejemplo de emprendimiento. La innovación es inherente a fundaciones juveniles, colectivos artísticos y proyectos tecnológicos que brindan al departamento una luz para salir adelante desde y por los jóvenes, que se la juegan con herramientas en campo virtual para exponer el potencial del territorio. Enamórate de Chocó, Fundación Rancho Aparte, Motette, Made in Chocó, Fundación Miguel Alejandro, Jóvenes Creadores del Chocó y Talento Chocoano son algunas iniciativas que construyen territorio desde el territorio.

ahdesivo

10. La alegría

Somos un territorio del Pacífico colombiano que tiene toda la riqueza, pero que aun así enfrenta problemas. Sabemos que con el trabajo incansable de actores de todos los sectores artísticos y culturales se crean oportunidades, así que luchamos por salir adelante y dejar semillas de continuidad. Chocó siempre tiene una sonrisa y comparte esa alegría con quien lo visita.

waosolo 1 (6).jpg

Enamórate de Chocó

Enamórate de Chocó es el resultado de una iniciativa que comenzó como un proyecto académico en el Instituto de Bellas Artes de Medellín (Colombia), con el objetivo de exponer esa otra realidad de Chocó y el Pacífico colombiano desde la fotografía, el diseño gráfico y la publicidad.

Hoy es una reconocida plataforma chocoana, dedicada a la construcción de referentes positivos y de paz. Por el contenido que genera, aporta a cambiar la percepción negativa de este territorio ante Colombia y el mundo.

chocoanitos1-9708.jpg

 Su creador

Andrés Mauricio Mosquera, hijo de Esneda Mosquera Astie y nieto de Ofelia Mosquera de Astie, es el último de tres hermanos. Nació en Medellín y a los dos años fue llevado a Quibdó, Chocó, donde “recorrió sus calles descalzo”, como cualquier niño del Pacífico colombiano.

Realizó sus estudios en el colegio Antonio María Claret y luego regresó a Medellín para realizar sus estudios como diseñador gráfico publicitario en el Instituto de Bellas Artes. Actualmente es docente del colegio Carrasquilla Industrial, dicta talleres de arte en el Banco de la República, fue seleccionado por la revista “Dinero” como uno de los 40 jóvenes menores de 40 que están cambiando el país y elegido como embajador de la reconciliación de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional USAID y ACDI/VOCA.

“Woasolo”, como es conocido, trabaja en posicionamiento de la región Pacífica colombiana desde la generación de contenido positivo o contenido de paz a través de plataformas como: Enamórate del Chocó, Enamórate del Pacífico, Fotógrafas del Pacífico y Enamórate de Buenaventura, que buscan por medio de la imagen exponer su gente, cultura y costumbres de los territorios y, en especial, la diversidad desde la consigna “Sin miedo al color”.

Festival  (7 de 17).jpg

EMBAJADOR DE LA RECONCILIACIÓN

El programa de Alianzas para la Reconciliación de USAID y ACDI/VOCA eligió a “Woasolo” como embajador de la reconciliación. Un reconocimiento a colombianos ejemplares, cuyo trabajo cotidiano y comprometido está transformando los territorios que por décadas fueron sinónimo de violencia, desconfianza y fragmentación en territorios de confianza y reconciliación.

A través de su trabajo generan oportunidades de inclusión social y económica, favorecen la seguridad y convivencia pacífica, desestigmatizan las regiones fomentando el turismo e inspiran a millones de colombianos a ser parte de una nueva generación que confía.